martes, 7 de octubre de 2014

Tarde de lluvia

Tras la recién estrenada estación de otoño
y después de varios meses de intensa sequía
hoy por fin se ha dignado visitarnos
la inesperada y codiciada lluvia.

Supongo que ella misma se sintió culpable
recapacitó de su precaria y excesiva ausencia
y se propuso nuevamente perfumar los campos
regar el césped, refrescar la acacia
y acariciar el olmo.

El aire húmedo y calado
se remolinea en las verdes hojas
desprendiendo pequeñas gotas saltarinas.

El té caliente de la tarde se acomoda placentero
entre mis dedos al compás de la lectura
escuetos y breves renglones de Mario Benedetti
han conseguido aflorar inesperadas
lágrimas sobre mis mejillas.


“En el último asiento”
junto a la ventanilla, estaba mi padre,
bien entero todavía maduro,
sin canas y casi sin arrugas.
Concienzudamente me olvidé de que treinta
años atrás había asistido llorando a su velatorio.


Prosiguen las horas con su recta armonía
será el sofocante calor
que se la llevado parte de mí energía
será la lluvia sobre la ventana…
o será la estación de otoño…
que evoca amagos de melancolía.


Pilar
Contreras Moreno
©





 

44 comentarios:

  1. Hola Pilar, el Otoño es muy melancólico y invita a leer poemas tan hermosos como el que nos traes hoy.
    Un gran abrazo amiga.
    Conchi.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Conchi muchas gracias por tú visita.
      Besos

      Eliminar
  2. Hola Pilar... Me encanta la lluvia, empaparme de ella y el aroma a tierra mojada
    Es precioso que el cielo estalle, ruja, y nos duche con ese agua en forma de gotas... y es precioso el poema que te ha inspirado la lluvia
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también adoro el aroma a tierra mojada, en nuestra zona cada vez más ausente.
      Un abrazo querida Mela

      Eliminar
  3. Muchas veces la conjunción del otoño y la lluvia hacen aflorar esa melancolia de tiempos pasados, de personas que ya no estan a nuestro lado o de lugares que nos llenan el alma de otra mirada.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El otoño suele transmitir esa sensación, es realidad es mi estación favorita, tan solo le falta luz.
      Besos radiantes.

      Eliminar
  4. Como inspira la lluvia de Otoño, por algo es la estación de los poetas.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola José Manuel...pero yo no soy poeta!! ya me gustaría ya...me fascina la poesía eso si
      Un fuerte abrazo y gracias por tu presencia.

      Eliminar
  5. Bellas letras inundadas de nostalgia, Pilar; para mí, exceptuando la última estrofa, que es poesía en pura esencia, el resto, lo vi como una excelente "prosa" cargada de "poesía".
    Feliz día otoñal

    Fina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no vas mal desencaminada Fina, la poesía surge y brota...el resto poco importa.
      Gracias por dejar tú huella
      Besos

      Eliminar
  6. La lluvia siempre nos hacer esta un poco nostálgicos, y acaricia nuestros pensamientos. Pero el agua purifica y limpia, y se lleva la tristeza y la nostalgia, del Otoño.
    Pilar, preciosa poesía!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Cristina más a menudo nos tendría que visitar la lluvia para purificar y limpiar a base de bien, un abrazo.

      Eliminar
  7. Qué bien expresas las sensaciones, que la lluvia y el otoño van dejando en el alma...Y esa cita de Benedetti, que nos recuerda, que el tiempo no pasa en vano y hoy nosotros volvemos a ser el vivo retrato que fue nuestro padre...A veces pienso, que el tiempo somos nosotros mismos, tenemos la capacidad de acelerarlo o pararlo, según nos convenga...Y esta estación otoñal, nos invita a parar el tiempo, a recordar y volver a vivir con mayor intensidad, si cabe todo lo que nos llega...La eternidad ya la vamos labrando día a día, amiga.
    Mi felicitación y mi abrazo inmenso, Pilar.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  8. Quizás las historias verdaderamente se repiten una y varias veces querida Mª Jesús, llevas toda la razón hay que vivir con más intensidad es facil de conseguir si ponemos toda nuestra pasión en ello. Gracias por tu visita y como siempre amable comentario.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Qué bonito es el otoño y a veces qué peligroso, cuando los días se vuelven especialmente propicios a traernos recuerdos melancólicos.
    Me encantan las imágenes y tus letras, como siempre, hermosas.
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Hola Ana me alegra mucho saber de tí...los recuerdos melancólicos nos suelen acompañar siempre pero hay momentos que se dejan sentir con más profundidad.
    Un besazo y mil gracias.

    ResponderEliminar
  11. He disfrutado con tu entrada mágnifica, yo cuando salgo de mi tierra echo de menos la lluvia,los dias grises, y la niebla.Quiero desearte un día muy feliz por tu santo, Pilar disfrutalo, un fuerte abrazo.J.R.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchisimas gracias Jose Ramón por tus cariñosos y buenos deseos.
      Besossss

      Eliminar
  12. La lluvia, esa compañía que a menudo o casi siempre llega tomada de la mano con la nostalgia, pero a veces aun siendo recuerdos que se nos adhieren en el corazón con una mezcla de melancólica tristeza, nos dejan ese sabor dulce de un recuerdo hermoso. Me gustan las tardes de lluvia.

    Besitos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El tiempo pasa y afortunadamente los recuerdos prevalecen, los bellos momentos permanecen aferrados a nuestro corazón de por vida.
      Gracias por dejar tu huella, bssss

      Eliminar
  13. Hermosas letras como siempre.....un placer leerte...
    Te dejo un abrazo Pilar.....que tengas feliz semana...

    ResponderEliminar
  14. Igualmente Camelia, un placer contar con tu presencia.
    Besos

    ResponderEliminar
  15. la lluvia acompaña tus bellas letras
    Abrazos

    ResponderEliminar
  16. Buenos días Pilar. Me ENCANTA ese aroma a tierra mojada y las tardes como ésta que poetizas, con un té caliente entre las manos mientras se oye la lluvia golpear, tenue, el cristal que nos resguarda. Me entusiasma Benedetti y no le descarto para esta tarde en la que, posiblemente, me resguarde al calor de una tacita caliente evocando tus versos. Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Luz encantada también de conocerte, estamos en contacto.
      Saludos.

      Eliminar
  17. La lluvia nos llena de sensaciones que inunda las cifras del corazón, sobre todo cundo el otoño nos invade de una dulce y romántica melancolia...

    Me ha encantado conocerte.

    Un calido abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Sneyder por dejar tu huella en este humilde espacio.
      Un cariñoso abrazo.

      Eliminar
  18. Una tarde de lluvia es ideal para leer acompañada de un buen té.
    Bellísimo!!
    He estado un poco ausente del mundo virtual por falta de tiempo pero no me olvido de mis amig@s, ni de sus hermosas páginas.
    Te dejo mis saludos. Que tengas una linda semana .Hasta pronto!!
    Abrazos inmensos 

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Igualmente Rayén y no te preocupes nos pasa casi a tod@s.
      Chao

      Eliminar
  19. Esa lluvia otoñal que con sus gotas en cascada produce sensaciones y recuerdos llenos de Nostalgia y Melancolía dulce como el sabor de ese "grano" líquido que es Fuente de Vida y rocío de inspiración como la de tus hermosos Versos.
    ¡¡¡Gracias por tus Comentarios llenos de Cariño y Compromiso!!!
    Sabes que te quiero y admiro un montón.
    Abrazos y Besines.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pedro Luis me alegro mucho de saber de ti, tú si que eres verdaderamente de admirar!! Un enérgico y sincero abrazo.

      Eliminar
  20. Precioso y emotivo poema. La lluvia, como lágrimas que afloran por cualquier cosa que nos re-mueve en el otoño o en la primavera de la vida.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Gracias Carmen, lo cierto es que la melancolía puede aflorar en cualquier estación del año, sin embargo al parecer el otoño suele ser la más propicia. Otro cálido abrazo para ti

    ResponderEliminar
  22. Este otoño loco, que no quiere acabar de establecerse, te ha inspirado unos delicados y visuales versos que abrazan dulcemente el alma de quién los disfruta.
    Maravillosa colección de sensaciones que fluyen del aliento de la lluvia.
    Un cariñoso abrazo, poeta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy cierto Belén se resiste el otoño a quedarse, así andamos!!!
      Un abrazo querida amiga

      Eliminar
  23. Pues aquì en el sur aùn el otoño es verano...me ha gustado mucho tu poema.

    un abrazo

    fus

    ResponderEliminar
  24. Y que bien se está con el otoño !!. Lo malo es que el invierno está detrás de la puerta y aquí, en el Pirineo, es muy largo. Preciosa tu poesía. Besicos.

    ResponderEliminar
  25. La lluvia trae nostalgias, halo de soledad, no sé... a mi me pasa todo eso y a la vez me gusta mucho. Precioso poema, muy emotivo.
    Un beso Pilar

    ResponderEliminar
  26. Hola Pilar, me llenas de satisfacciones cada vez que te visito. Tal vez éste poema no sea cuestión de estaciones, pero me parece inevitable echar parte de culpa al otoño, aunque tu melancolía venga motivada por cuestiones personales. Porque cuando he leído tu bella y acertada metáfora "perfumar los campos" me ha llegado muy adentro, ya que tanto en primavera como en otoño es inevitable empaparse de olores cuando el agua moja las plantas. Por primavera el último frescor de las nuevas hojas, y en otoño el primer frescor de las hojas caídas...con ese matiz de olor a tierra característico de ésta época.

    Un abrazo enorme!

    ResponderEliminar
  27. Bonito homenaje a esta maravillosa estación del otoño y gracias por recordar a mi adorado y admirado poeta favorito, el trovador de Uruguay.
    Besos

    ResponderEliminar
  28. Muy bonitas palabras al otoño, a la lluvia, a nuestro vivir cada día dentro de la armoniosa estación que este año con sus días fantásticos nos hacen disfrutar. Encantada de leerte después de un tiempo sin visitarte. Un beso.

    ResponderEliminar